FUMEC, como organización que promueve la voz profética para con toda la creación teniendo a las personas más vulneradas en el centro, tiene un rol importante a la hora de traer una perspectiva de justicia de género e inter generacional; de derechos humanos y entendiendo que las personas más vulneradas por los impactos climáticos son aquellas que menos contribuyeron y requieren especial atención. Esta responsabilidad es más amplia que la participación en la Conferencia, y está basada en el trabajo que tienen nuestros movimientos en las bases alrededor del mundo y lo que estos pueden lograr a partir de redes de trabajo nacionales, entendiendo que los hombres, las mujeres y la creación fuimos creados a imagen y semejanza de Dios. Existen muchas posibilidades de generar diálogos para la incidencia a nivel nacional, entendiendo que la agenda climática es una de las más importantes, junto con los objetivos de desarrollo sostenible, el Compacto Global de Migraciones, aunque no las únicas. Existen espacios para que localmente y a través de todo el año, jóvenes y estudiantes se puedan organizar y trabajar con la sociedad civil para hacer responsables a los gobiernos de los compromisos globales que han asumido. Sin embargo, la conferencia es un espacio estratégico para la incidencia público política y el trabajo en redes con la sociedad civil, ya que, durante las negociaciones, se trabaja conjuntamente con muchas alianzas y agrupaciones que cumplen un rol profético más allá de su credo o confesión.

Nuestro recorrido histórico y nuestra identidad nos impele a actuar desde una perspectiva ética y promoverla junto con nuestros amigos ecuménicos. Por esto, ha sido parte del trabajo en Katowice participar de las negociaciones oficiales junto con grupos de la sociedad civil y así compartir inteligencia sobre las posiciones. Participar y acompañar eventos paralelos sobre los tópicos más complejos -como las pérdidas y los daños de las comunidades y países más afectados, o la migración inducida por el impacto del cambio climático-, además de la participación activa en conversaciones ecuménicas fuera de la COP con la comunidad local. Los servicios ecuménicos e inter religiosos para conjuntamente expresar nuestra fe y nuestras demandas. En algunos de estos espacios han participado miembros de países o del secretariado de la UNFCC y el objetivo ha sido testimoniar nuestro compromiso desde la fe para con los tomadores de decisión. En el marco de estos espacios, el Consejo Mundial de Iglesias a nombre de las organizaciones observadoras basadas en la Fe, pudo entregar y leer una declaración dirigida a los líderes de la COP y los ministros de los países en el plenario central de la COP.

 

Diálogo de Talanoa:

Entre las cosas más importantes en el marco de la coalición ecuménica ha sido la presentación del pedido de las organizaciones basadas en la Fe en el marco del diálogo de Talanoa; un dialogo facilitador establecido en 2017 que ha Promovido un debate con preguntas estratégicas a fin de escalar en las ambiciones, dirigido a los países, la sociedad civil y a las OBF. Las preguntas claves de este diálogo facilitador que ha durado casi un año tienen que ver con ¿Dónde estamos? ¿Dónde queremos estar en el futuro?, y ¿cómo hacemos para llegar allí? Finalmente, los resultados de estas consultas tuvieron lugar en la COP, con las sesiones de trabajo sobre el diálogo de Talanoa y las organizaciones, países y sectores académicos pudieron exponer las presentaciones. FUMEC ha sido una de las organizaciones firmantes de la sumisión de insumos al diálogo de Talanoa (Ver Adjunto)